Idioma

miércoles, 13 de mayo de 2015

Un día mejor

Parece que el tiempo se está encargando de dar la razón a las personas que en una u otra forma se han dado a la tarea de no creer en los "Mandamás del pueblo". Esto para los entendidos tiene una explicación. Esa explicación es que, hoy en día, prevalece en todo y en todos la mentira, el engaño; a una persona que ande con la verdad son muchas las puertas que se le cierran. 

La Humanidad, casi toda, hemos sido enseñados a que nos hagan promesas y más promesas, a los discursos lúcidos; sin comprender que no son más que anzuelos para conseguir votos y poder (=dinero). 

Si un político, en su campaña, habla de la realidad de las cosas y no hace promesas que él no puede cumplir, son muy pocos los votos que consigue, pero si nos prometen muchas cosas, se consiguen votos; porque las personas siempre aspiramos a un día mejor, no nos queremos dar cuenta de que sobre este afligido mundo pesa un Karma muy grande ¡no hay Amor!, ¡no hay Caridad!. Se desangra el pueblo, se desangran los países y nadie cree ser responsable de esto.

No hay comentarios:

Publicar un comentario